Importante punto para el TM Benidorm en un partido igualado ante el Frigoríficos Morrazo

El TM Benidorm consigue un punto tras empatar a 27 en la complicada pista del Frigoríficos Morrazo de Cangas en un partido con muchas alternativas y donde todo pudo pasar.

El partido se iniciaba con un toma y daca por parte de ambos equipos. El intercambio de golpes era continuo, pero los locales estarían un poco más acertados de cara a la portería local y conseguirían estar muchos minutos con ventajas de hasta tres goles. Sin embargo, en los últimos cinco minutos de la primera mitad aparecería Samu Ibáñez bajo palos que, con un par de intervenciones, permitiría que los benidormenses redujeran la ventaja local a la mínima expresión para ir a los vestuarios con un 12-11.

En la segunda parte, siguió la aportación de la portería y el equipo de Fernando Latorre estaba un poco más cómodo en ataque. La aportación de la segunda línea era determinante y los goles de Ramiro Martínez e Ivan Nikcevic permitirían que los benidormenses siguieran con su particular remontada y abrieran una ventaja que llegaría a ser de hasta tres goles cuando tan solo faltaban cinco minutos.

Sin embargo, la presión de la afición local, los nervios y las precipitaciones darían con un final de infarto donde todo podría haber pasado. A falta de 15 segundos y con tablas en el marcador, los locales dispusieron de un 7 metros que interceptó Roberto Rodríguez y, en la acción inmediata, un jugador local provocó una falta considerada como sabotaje que también era sancionada con 7 metros, pero la suerte no acompañó a los benidormenses, que fallaron la acción que hubiera supuesto la victoria.

A la postre, importante punto el conseguido, aunque con regusto amargo porque hubieran podido ser los dos. No hay tiempo que perder y rápidamente pensar en el partido del martes a las 20:45 horas en el Palau frente al equipo húngaro del FTC, donde hay que intentar sumar y llegar a la última jornada con opciones.